10 abr. 2014

Parque de Dinosaurios - Sanagasta

Esta vez la brújula marcó el oeste de La Rioja y me llevó hasta un verdadero hito geológico.
Después de millones de años el hombre descubrió que Sanagasta fue habitada alguna vez por dinosaurios; más que habitada fue cuna de muchos de ellos, ya que el "Saurópodo Titanosaurido" recorría varios kilómetros desde el sur de la Provincia únicamente para desovar en lo que hoy es el monumental Parque Geológico de Sanagasta. Si el nombre del parque ya les dice mucho, les comento que el presunto dinosaurio más viejo del mundo es sólo el detalle de esta historia.

Hace algunos pocos años, geólogos e investigadores recorrían esta zona como presumiendo encontrar la llave que abriría las puertas hacia un pasado insospechado. Toparse con anidadas de huevos de dinosaurios fue para estos geólogos análogo a lo que fue para Lucy Pevensie abrir las puertas del ropero que la llevó a Narnia, salvo que en este caso el portal no era hacia un mundo fantasioso y desconocido sino hacia una dimensión geológica de este, nuestro mundo real, pero que refutó una decena de teorías que hasta ese día se consideraron como la verdadera e incuestionable crónica de nuestro planeta.
Al parecer Sanagasta resguarda bajo toneladas de sedimentos calcáreos, un valle triásico sepultado de antiguos géiseres y cuencas aluviales en donde se depositan años y años de evolución erosionada por el viento y el agua.
Valle Rojo visto desde la cima de una de sus laderas. (clickear sobre la foto para apreciar la panorámica)


Miles de contrastes en las sierras graníticas de Payman
  
Bajando hacia el Valle se pueden observar estos conglomerados de areniscas rojas y material sedimentario.



El descubrimiento paleo-geológico no sólo despertó la curiosidad de los científicos sino que evidenció oportunidades inagotables de desarrollo turístico y puso manos a la obra a un gran equipo de profesionales en turismo.

Sanagasta siempre tuvo un impulso turístico con potencialidad de villa veraniega aunque no por los inexistentes sausales meneándose a la vera de los inexistentes ríos, ni por las palmeras introducidas en la Villa para ambientar un lejano Caribe, sino más bien por su microclima que, frente a los calores del verano, cautiva a los fugitivos de la cercana ciudad capital.
La marcada estacionalidad de Sanagasta demandaba un producto turístico que rompiera definitivamente con esa barrera y un "Parque de Dinosaurios" aparenta ser la clave para dar el gran salto. Es por ello que además de huevos de dinosaurios "cuello largo" y plantas fósiles con una edad de no más de 95 millones de años, también asoman entre el jarillal, réplicas de lagartos gigantes de todos colores y para todos los gustos, aunque claro, el que se luce en dimensiones es el auténtico y legítimo dueño de estas tierras: el Saurópodo Titanosáurido.

Aunque el Terópodo es oriundo de Norteamérica, también se lo puede ver en Sanagasta almorzando alguna otra especie de dinosaurio extranjero o a un bebé Saurópodo que buscaba a su madre abandónica.


Pedacito fósil de una cáscara de huevo de Saurópodo. 

Se agradece usar las fotos sin alteraciones, sin uso lucrativo y respetando el nombre del autor. De lo contrario, escribir a gust-p@hotmail.com


No hay comentarios.:

Seguidores